La farmacia, clave para frenar las infecciones de transmisión sexual

Infecciones de transmisión sexual

Según la OMS, cada día hay 1 millón de contagios de infecciones de transmisión sexual.

Tener sexo sin protección aumenta los contagios de infecciones de transmisión sexual

Andrea Pérez
Se lee en 4 minutos

En 1990, una campaña publicitaria revolucionó la televisión. Con el lema ‘Póntelo, pónselo’ el Gobierno llamó la atención de los jóvenes para que usaran el preservativo, en un momento en el que el VIH se estaba extendiendo por todo el mundo. Actualmente, todavía hay que hacer hincapié en el uso de métodos anticonceptivos, ya que las infecciones y enfermedades de transmisión sexual (ETS) están a la orden del día. La farmacia es uno de los puntos clave para la detección de éstas, en ella se pueden adquirir diferentes productos para tratar las patologías y aliviar los síntomas.

“Son un grupo de enfermedades que, en muchos aspectos, presentan signos y síntomas muy similares, si bien en la mayoría de los casos, sobre todo en las primeras etapas, las ETS sólo van acompañadas de síntomas leves o son asintomáticas“, explican desde el Consejo General de Farmacéuticos (Cgcof). “Por esta razón, los expertos
prefieren emplear más frecuentemente el término infecciones de transmisión sexual (ITS) en vez de enfermedades de transmisión sexual. Además, los signos y síntomas pueden aparecer a los pocos días después de haber estado expuesto o pueden pasar años hasta que se presenten los problemas. Todo ello dificulta el diagnóstico certero y facilita su diseminación”, añaden.

Síntomas de las infecciones de transmisión sexual

Los síntomas de las infecciones de transmisión sexual en mujeres suelen ser los siguientes:

  • Flujo vaginal anormal con o sin olor desagradable
  • Ampollas, llagas o verrugas cerca de los órganos sexuales, el ano o la boca
  • Escozor o picor cerca de la vagina
  • Dolor pélvico
  • Dolor al orinar o defecar
  • Sangrado tras la relación sexual
  • Dolor en el coito
  • Sangrado excesivo durante la regla

Mientras que los síntomas en los hombres son:

  • Secreción por la uretra
  • Llagas, ronchas o ampollas cerca de los genitales, del ano o de la boca
  • Dolor o inflamación en los genitales o las áreas cercanas (incluyendo abdomen)
  • Ardor y dolor al orinar (disuria) o al defecar
  • Escozor o picor en el área genital
  • Coito doloroso

Algunos de los productos que se dispensan en farmacia para calmar estos síntomas no requieren prescripción médica, como las cremas para la candidiasis (clamidia). Además, no hay que olvidar que algunos métodos anticonceptivos como la píldora no previenen los contagios de ITS, tan solo el embarazo. Por lo que habría que combinarla con el uso de preservativos femeninos o masculinos.

Principales infecciones de transmisión sexual

En la actualidad, hay ocho infecciones que tienen más prevalencia y que suelen ser con las que se encuentran los farmacéuticos. Según su etiología, las ITS pueden producirse por:

  • Bacterias: sífilis, gonorrea y clamidiasis
  • Virus: herpes genital, papiloma humano, hepatitis B y VIH
  • Parásitos: tricomoniasis

“De esas ocho infecciones, cuatro son actualmente curables: la sífilis, la gonorrea, la clamidiasis y la tricomoniasis. Las otras cuatro –hepatitis B1, virus del herpes simple, VIH y virus del papiloma humano– son infecciones virales incurables, aunque existen tratamientos capaces de atenuar o modificar los síntomas o la propia enfermedad”, concretan desde el Cgcof en su Informe sobre Salud Sexual.

En los últimos 20 años, las infecciones y enfermedades de transmisión sexual han aumentado. Se ha perdido el miedo a contraer VIH y muchas personas mantienen relaciones sexuales sin ningún tipo de protección. Según los datos de la OMS, cada día en el mundo 1 millón de personas contraen una ITS. Las cifras que maneja este organismo hablan de que de forma anual se producen estos contagios: tricomoniasis (143 millones), clamidiasis (131 millones), gonorrea (78 millones) o sífilis (5,6 millones).

Papel del farmacéutico

El profesional farmacéutico desempeña un papel fundamental en la información sobre las infecciones de transmisión sexual. Hay que tener en cuenta que cada día pasan por las farmacias españolas más de 2 millones de personas.

“Dados los condicionantes sociales, morales e incluso religiosos que todavía afectan de forma notable a toda la información relacionada con la sexualidad (incluyendo las ITS), que frecuentemente llega a la población a través de muchas publicaciones no especializadas, es fundamental responder desde el rigor científico, la documentación contrastada y la profesionalidad”, señalan estos expertos en el Punto Farmacológico sobre Salud Sexual.

En este sentido, la oficina de farmacia será el primer eslabón de la cadena. Si el farmacéutico detecta síntomas compatibles con una ITS, enviará al paciente a un centro de salud para que un médico lo vea y le hagan las pruebas correspondientes.

“La búsqueda de una detección precoz desde la farmacia comunitaria debe incluir, además, la participación en campañas de prevención (con el uso de preservativos) y el fomento de las pruebas de detección de ITS, un asesoramiento específico antes y después de las mismas”, indican los profesionales. De hecho, en algunas Comunidades Autónomas se realizan test de VIH en los propios establecimientos farmacéuticos.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Apoteka está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.

Te puede gustar