6 consejos para prevenir la vaginitis y sus síntomas

La ropa interior de fibras naturales previene la aparición de vaginitis.

La vaginitis puede estar provocada por bacterias, hongos, parásitos o alergias

Andrea Pérez
Se lee en 3 minutos

¿Sabías que el 90 por ciento de las mujeres padece vaginitis en algún momento de su vida? Esta inflamación de la pared mucosa de la vagina es muy común y sobre todo es frecuente en la infancia y adolescencia. En farmacia venden productos como cremas para calmar los síntomas de la vaginitis, aunque todo dependerá de qué tipo de inflamación se tenga.

Qué es la vaginitis y sus síntomas

La vaginitis es la inflamación de la vagina, que está acompañada de varios síntomas. Suele afectar a la zona de la vulva y también se le llama vulvovaginitis. Los principales síntomas de cualquier vaginitis, según indica María Luisa Bertomeu, vocal de Dermofarmacia del Colegio de Farmacéuticos de Valencia (Micof), son los siguientes:

  • Picor
  • Dolor
  • Secreción
  • Olor

Tipos de vaginitis

Dentro de esta inflamación, la farmacéutica señala que hay diferentes tipos de vaginitis según sus causas:

  • Bacterias
  • Hongos
  • Parásitos
  • Alergias

En farmacia disponen de cremas para tratar la vaginitis por hongos, llamada candidiasis. Se diferencia del resto porque las mujeres que la sufren también presentan enrojecimiento de la zona y mucha picazón. Los profesionales farmacéuticos aconsejan aplicarse las cremas durante tres días consecutivos y en el caso de los comprimidos vaginales, seis días.

En cuanto a la vaginitis bacteriana tiene también otros síntomas como un flujo blanco/gris y olor a pescado podrido, apunta la especialista. Concretamente, en este tipo de infección el médico tendría que recetar un antibiótico al igual que con la vaginitis provocada por parásitos (tricomoniasis), caracterizada por ardor al orinar.

En el caso de la vaginitis por alergia, suele darse cuando se tiene una reacción alérgica a algunos suavizantes de ropa, jabones inadecuados para el PH vaginal o ropa interior con fibras sintéticas. La solución sería simplemente dejar de utilizar esos productos para que la vaginitis remita.

¿Cómo prevenir la vaginitis?

Para prevenir la vaginitis se pueden tomar varias medidas que indican desde el Micof, en concreto:

  • Evitar el uso de jabones perfumados (pueden irritar el área vaginal) y limitar el uso de antisépticos vaginales.
  • Hacer uso de preservativos durante las relaciones sexuales (hay más riesgo cuando se tiene una vida sexual activa). “Es importante que una persona que tenga vaginitis utilice una barrera durante el sexo para no contagiar a otra”, indica Bertomeu.
  • Mantener una higiene adecuada lavando la zona urogenital diariamente y realiza una correcta limpieza tras una deposición (de adelante hacia atrás)
  • Usar ropa interior de fibras naturales y no utilizar prendas que mantengan el calor y la humedad
  • Seguir una alimentación rica en probióticos, vitaminas y minerales para reforzar el sistema inmunológico. Existen probióticos vaginales específicos para hacer que esta zona sea más resistente. Asimismo, se recomienda tomar vitamina C.
  • No realizar duchas vaginales -es decir, introducir el jabón por el interior de la vagina- ya que se elimina la microflora vaginal que evita de forma natural que proliferen los gérmenes.

Asimismo, la vaginitis también puede aparecer durante el embarazo y la menopausia o en personas con diabetes. Si se aplican las recomendaciones que acabamos de nombrar el riesgo de tener vaginitis disminuirá notablemente.

Por último, desde la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) indican que hay que prestar atención a esta infección para que no derive en enfermedades. “Es importante tratar la vaginitis bacteriana y la tricomoniasis, ya que cualquiera de ellas puede aumentar el riesgo de contraer el VIH u otra enfermedad de transmisión sexual. Si está embarazada, la vaginitis bacteriana o la tricomoniasis pueden aumentar el riesgo de trabajo de parto prematuro y de nacimiento prematuro”, apuntan los expertos.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Apoteka está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.

Te puede gustar