¿Aún no sabes cómo desmaquillarte bien? Claves en tu rutina de belleza

rutina-para-desmaquillarte

Los especialistas subrayan que no desmaquillarse puede provocar la aparición de acné.

Para retirar los productos desmaquillantes se recomienda utilizar agua tibia

Andrea Pérez
Se lee en 3 minutos

El cuidado de la piel no es cuestión de dos minutos. Desmaquillarse es un acto cotidiano en la vida de muchas personas, pero no todas lo hacen bien. Utilizar oleogeles y leches limpiadoras permitirá una doble limpieza, imprescindible para gozar de una piel sana.

“Ni toallitas, ni agua micelar son buenas para ello”, sentencia Tomás Muret, vocal de Dermofarmacia del Consejo General del Colegio de Farmacéuticos (Cgcof). Según indica el experto, las toallitas son “agresivas” para la piel, aunque se puede entender su uso en alguna ocasión excepcional. Mientras que el agua micelar, aunque sí que es “un buen producto”, no consigue hacer una limpieza total y profunda. “No es suficiente para eliminar maquillaje y los fotoprotectores“, añade Muret.

¿Qué es lo que ocurre en la piel si no nos desmaquillamos? Acostarse sin desmaquillar puede ser muy perjudicial para la dermis porque el maquillaje obstruye los poros e impide que se oxigene y se regenere. Asimismo, si el maquillaje permanece durante muchas horas en la piel, se empezará a segregar grasa y células muertas y, como consecuencia, aparecerán más granos (acné) y puntos negros en el rostro.

Pasos para desmaquillar de forma correcta

El farmacéutico señala que lo más eficaz para eliminar todas las sustancias de la piel es hacer una doble limpieza:

  • Primero, con productos con base oleosa (su textura no provoca acné, ya que están elaborados con componentes naturales): oleogeles
  • Segundo, con artículos cuya base sea acuosa (indicados para cualquier tipo de piel, incluso las sensibles): geles y leches limpiadoras

Los oleogeles son agentes limpiadores que se encargan de preservar las defensas de la piel y evitar la deshidratación. Se pueden encontrar especiales para el cuerpo o faciales. Para usarlo de forma correcta hay que humedecer el rostro, masajear con el producto y aclararse con agua tibia.

El siguiente paso es utilizar productos de base acuosa. En este caso habrá que aplicarla con la cara húmeda y extenderla en círculos. Para retirarla, se recomienda hacerlo con un algodón mojado.

Una vez realizada la limpieza, los farmacéuticos aconsejan hidratar el rostro con la crema especial para nuestro tipo de piel (seca, mixta o grasa).

Recomendaciones a la hora de quitar el maquillaje

Por su parte, la farmacéutica Miriam Cadenas indica unas recomendaciones concretas para conseguir extraer todos los productos de la piel:

  • Empezar a quitar el maquillaje de los ojos con algodones. Es una zona delicada que se suele maquillar mucho.
  • No frotar de forma excesiva puesto que “la fuerza de la piel solo la va a irritar y pondrá los poros sensibles”. Incluso podría irritarse por la noche.
  • La experta subraya que no hay que olvidarse de los labios, ya que también hay que quitar el labial. Para ello es mejor utilizar aceite desmaquillante.
  • Por último, usar tónicos hidratantes ayudará a “eliminar las toxinas que aceleran el proceso de envejecimiento”

“Mantener una buena rutina desmaquillante puede ser la salvación para no despertarte con sorpresas desagradables y difíciles de disimular, es preferible hacer pasos sencillos y rápidos que dormir con la cara llena de suciedad“, afirma la especialista.

Asimismo, no hay que olvidar otras partes del cuerpo donde también se coloca maquillaje como son el cuello y las cejas. Todas las zonas deben quedar limpias y libres de productos.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Apoteka está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.

Te puede gustar