Propiedades y usos del aceite de almendras

Cosmética natural

Es un clásico entre los aceites de origen vegetal y se obtiene con el prensado de almendras.

Mantiene la piel hidratada, previene las estrías, combate la sequedad capilar y son ricas en calcio

Sara Cabrero
Se lee en 3 minutos

La piel es el órgano más grande de nuestro cuerpo y, como todos los demás que lo integran, también necesita una serie de cuidados para que muestre un aspecto sano y saludable. Para ello, es importante mantener una alimentación correcta y equilibrada, así como acudir a diferentes productos que nos ayuden a que ésta luzca nutrida e hidratada. En este artículo de Apoteka, te contamos cuáles son las propiedades del aceite de almendras en la nutrición y en los cosméticos.

La piel es una estructura sometida a un enorme desgaste. De una forma casi permanente, determinadas zonas corporales se mantienen a lo largo de la vida expuestas a factores externos como el frío, el viento, las radiaciones ultravioletas, el humo o la contaminación, que acaban dejando una huella devastadora en la dermis. Un elevado grado de deshidratación, una pérdida importante de los lípidos cutáneos, el adelgazamiento epidérmico o las alteraciones de la fisiología cutánea son solo algunos de los múltiples efectos que el entorno acaba ocasionando sobre la piel.

Además, a estos agentes nocivos hay que sumarle el paso de los años, que también inciden en el aspecto cutáneo, pues inevitablemente aparecen arrugas y se pierde elasticidad con la edad. Pero para mitigar estos efectos o, al menos, frenarlos las farmacéuticas han elaborado un sinfín de productos con propiedades emolientes, reengrasantes, estimulantes, etc.

Propiedades del aceite de almendras

Concretamente, el aceite de almendras, explican diferentes farmacéuticos en Elsevier, es un clásico entre los aceites cosméticos de origen vegetal y se obtiene mediante el prensado de almendras o la extracción con disolventes. Entre sus características, se incluyen:

  • Ayuda a mantener la piel hidratada y protegida gracias a su alto contenido en ácido oleico y vitaminas A y E
  • Al ser muy buen emoliente, se puede aplicar en eccemas o en zonas afectadas por herpes
  • Tiene un efecto humectante y es idóneo para tratar heridas o quemaduras leves
  • Está especialmente indicado en el tratamiento de pieles secas e irritadas
  • Reduce y previene las estrías y, por ello, se recomienda a las embarazadas
  • Previene y suaviza las arrugas
  • Puede aplicarse en las pestañas para desmaquillarlas, así como para fortalecerlas
  • Se puede emplear sobre las ojeras para reducir la oscuridad de la zona

Además, también puedes encontrar este activo en diferentes champús, mascarillas y geles para el tratamiento del cabello porque ayuda a:

  • Combatir la sequedad capilar que, además, produce picazón y descamación
  • Revitalizar el pelo dañado y áspero, aportándole suavidad y brillo al instante
  • Disminuir el exceso de caída
  • Frenar la dermatitis seborreica y eliminar la caspa

En cuanto a su uso en la nutrición, la endocrina de Sanitas Andrea Azcarate señala que las almendras contienen las siguientes propiedades:

  • Son ricas en calcio, que es fundamental para tener huesos fuertes
  • Protegen el corazón y contribuyen a reducir los niveles de colesterol malo en sangre y a mantener la presión arterial a raya
  • Aportan energía y ayudan a recuperarse de las sesiones de entrenamiento
  • Mejoran las defensas y favorecen el funcionamiento del sistema inmunológico

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Apoteka está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.

Te puede gustar